Ciudad de México 11 Septiembre (MENSAJE POLÍTICO/CÍRCULO DIGITAL).- Al reconocer que el avance democrático del país no se puede atribuir a una sola persona, el presidente Andrés Manuel López Obrador lamentó que el fundador del PRD, Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, no haya llegado a la Presidencia de la República.

Al ser cuestionado sobre si lamentaba que el también llamado líder moral del «partido del sol azteca» no haya llegado encabezar la primera magistratura del país, respondió: «sí, claro que sí, imagínense lo que sucedió, no voy a profundizar, y con todo respeto, pero (Carlos) Salinas es el padre de la desigualdad moderna, para qué digo más».

Sobre este último punto agregó que de acuerdo con una gráfica del Fondo Monetario Internacional, exactamente en el sexenio de Salinas fue el periodo en que más se profundizaron las desigualdades en lo económico y lo social, «fue el gran remate de todos los bienes del pueblo».

En su habitual conferencia de prensa, el mandatario federal destacó que todo lo que se ha logrado en el país en materia de avance democrático es producto del esfuerzo de millones de mexicanos, así como de dirigentes de movimientos sociales y democráticos, “de muchos”.

“A nosotros nos tocó dar el último jalón, pero esta lucha viene de tiempo atrás y se está logrando porque en los últimos años millones de mexicanos decidieron acabar con la antidemocracia y régimen autoritario, la política antipopular y entreguista”.

El presidente López Obrador destacó que actualmente millones de mexicanos siguen impulsando los cambios y “tenemos el compromiso de no fallarles, de dejar bastante encaminado el ideal de justicia de democracia, de libertades y soberanía”.